85.90 EUR

Lámpara de techo Julin para cocina con cuatro focos El negro y el dorado son dos colores que se combinan siempre muy bien en los interiores. En efecto, el tono dorado destaca por su calidez sobre el negro, perno esta lámpara no solo se integra en estilos completamente clásicos, sino también en interiores con un toque moderno. Especialmente en términos de iluminación, el dorado es un tono muy apreciado, ya que apenas ningún otro color proporciona una luz tan acogedora. La lámpara de techo Julin es ideal para la cocina. Presenta la ventaja de que cada uno de sus focos puede girarse e inclinarse por separado, de manera que la luz puede orientarse según sea necesario en cada momento. Grado de eficiencia energética:A++